Municipal, Nacional, Política, Provincial, Ultimo momento

Fiscalía Federal desestimó denuncias contra la empresa estatal CAMYEN

El fiscal Federal Santos Reynoso, desestimó denuncias presentadas en 2016 contra Catamarca Minera y Energética Sociedad del Estado (CAMYEN), la empresa minera estatal de la Provincia de Catamarca, en una causa por presunta defraudación contra la Administración Pública.

Todo comenzó con la denuncia formulada por el entonces interventor de la Dirección General de Fabricaciones Militares, organismo descentralizado bajo la órbita del Ministerio de Defensa y Justicia de la Nación.

Quien actuó como interventor fue Héctor Lostri, cuestionado ex-funcionario del gobierno porteño.

En aquella presentación se señalaron supuestas irregularidades de CAMYEN, que en caso de ser reales hubieran configurado un acto de defraudación y estafa en perjuicio del Estado nacional, ya que se cuestionaban esencialmente precios, rendiciones de cuentas y comercialización de rodocrosita, en un yacimiento andalgalense, Minas Capillitas, que por un convenio firmado entre Nación y Catamarca fue puesto en manos de CAMYEN por Fabricaciones Militares.

Las acusaciones más graves vinculaban a la empresa CAMYEN con el mercado negro para la venta de la piedra, lo cual dio lugar a una amplia y extensa investigación.

En ese marco, fueron allanadas oficinas de la empresa estatal catamarqueña, se tomaron testimonios a artesanos, y se indagó hasta el último detalle.

CAMYEN abrió sus puertas en esa etapa, respondió a todos los oficios e incluso su presidente, Daniel Issi, se presentó espontáneamente para aportar la información que se requiriera.

Al cabo de todo este proceso, la Fiscalía descartó una conducta delictiva y elevó al juez un dictamen en el cual sugiere el archivo de la causa, puesto que no se encontró ningún ilícito.

“No existió delito…”, la conclusión de la investigación

El dictamen de la Fiscalía Federal rebate cada aspecto de la denuncia contra CAMYEN, hasta descartar por completo las maniobras endilgadas.

Un punto muy cuestionado era el de las bonificaciones que, según el denunciante, eran para facilitar la comercialización en negro de rodocrosita, pero tras una profunda investigación se señaló que “dichos descuentos y bonificaciones se manejan como una política comercial al igual que cualquier empresa que vende sus productos, que conforme surge de las actas de Directorio se fundamentan o en la cantidad de material en stock, variables económicas, facilitar la venta de piedra de calidad inferior, etc; prueba de ello surge por ejemplo del Acta de Directorio N° 35 de fecha 19/03/2014 en el que se acordó un descuento del 20 por ciento de rodocrosita de baja calidad en base a que en el mes de febrero la producción de rodocrosita se vio afectada por la escasa potencia de la veta y la muy baja calidad de la misma llegando a representar el 64,30 por ciento de la producción total mensual. En definitiva las bonificaciones realizadas por CAMYEN SE no resultan arbitrarias, pues se fundamentan en variables económicas, comerciales, etc. comunes a cualquier empresa que lucra con la enajenación de bienes o servicios y ello no fue prohibido por la Dirección de Fabricaciones Militares, en conclusión no considero que se erijan en medios defrauda-torios para perjudicar patrimonialmente a la Dirección de Fabricaciones Militares en lo que al canon pactado refiere”.

Por último, en cuanto a lo expresado por el denunciante que cerca del 70 por ciento de las ventas se concentran en los mismos clientes, Fiscalía considera “que dicha circunstancia no constituye ilícito alguno pues uno de los objetivos de CAMYEN SE consiste precisamente en vender el material extraído y obviamente lograr mayores ingresos económicos, por lo que si alguna empresa compra grandes cantidades del producto y no habiendo estipulación alguna que imponga determinada cantidad a vender, no verifico la existencia de irregularidad alguna susceptible de reproche penal”.

Se llega así al Dictamen que sostiene: “Por todo lo expuesto precedentemente este Ministerio Público Fiscal considera que en la causa del rubro, no existió delito, atento que los hechos endilgados no configuran ilícitos penales, conforme lo detallado en el presente dictamen, como así también por razones de celeridad y economía procesal que hacen conveniente evitar todo dispendio de actividad jurisdiccional, considero oportuno solicitar a VS disponga la desestimación de la presente denuncia…”. 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *